lunes, 21 de enero de 2013

Ruiz Manuel corta 1 oreja en Maracay

Una oreja, que pudieron ser las dos del primer toro de la tarde en la Monumental de Maracay, es el balance numérico de Ruiz Manuel. Según leemos de Jesús Ramírez el torero almeriense alcanzó cotas altas con ese animal, lo cuenta con estas palabras: "Gusto y empaque en su quehacer muleteril tuvo el debutante de Almería Ruiz Manuel en su primer oponente. Derechazos de clase y temple sin dejarse rozar el engaño. Tres tandas de naturales obligan la música para seguir con la diestra en acompasada labor que culminó por manoletinas y los de pecho de pitón a rabo. Despachó de estocada caída y descabello y recibió una oreja que exhibió en la vuelta al ruedo.Su segundo astado, un jabonero sucio era también para orejas, pero el almeriense tuvo una labor conformista de algunos derechazos que al final permitieron la música. Finalmente remata la faena por el pitón derecho para dar muerte al toro con pinchazo y estocada"

Mientras que el reconocido y prestigioso critico taurino de Venezuela "El Vito" argumenta:  "Más todo este estruendo victorioso de Sevilla en Maracay no ocultó el fulgor del debut del torero de Almería en la Ciudad Jardín. Ruiz Manuel ha estado en maestro, y sin exageraciones amable lector, con aula atenta a sus lecciones en el palco que la Plaza de Maracay tiene para los alumnos de la escuela Taurina Municipal que con acierto dirige la matadora Carmela. Torero de finos lances, elegante su muleta de fino trazo, temple y valor que se confunden en mensaje de emoción. No falló con la espada, pero por tardar el toro que había sido calado, recurrió el torero de El Zapillo al descabello para que reventara la explosión de la petición de las orejas en los tendidos. Pedían dos, concedieron una, pero nos llevamos en el recuerdo el sello de un torero que tiene sello y sitio para ocupar muchas plazas en carteles importantes . Con "Traje Viejo" pudo Ruiz Manuel haber cortado otra oreja, aunque escuchó música y el público agradeció su entrega tuvo en su envite más bastos que espadas y se le fue por los canales de la toledana el éxito redondo de la tarde".

La nota triste de la jornada nos vino de la mano del novillero José Cabrera, que no ha podido alcanzar la tercera fase del bolsín de Ciudad Rodrigo.