viernes, 8 de agosto de 2014

LA CARIOCA se planta ante la Subdelegación del Gobierno

Cansados, hastiados de tanto ataque impune, esta mañana nos hemos dirigido a la Subdelegación del Gobierno de la provincia de Almería para exponerle nuestra preocupación y exigirle, en la medida en que un ciudadano puede exigir, que se cumpla la legalidad vigente, y si bien hay personajes que tienen derecho a rebuznar en la calle una barbaridad tras otra, los hay que también tenemos derecho al disfrute de las manifestaciones culturales de nuestro país (como la tauromaquia) sin que nuestra dignidad se vea vilipendiada día si, día también. 

Antes de nada, recuerdo a todo el mundo que como ciudadanos, tenemos derecho a dirigirnos a nuestros representantes para exponer lo que pensamos que no está bien, y sin duda alguna, animo a todos a que exijáis, en vuestras provincias, el respeto que nos merecemos.

A las 13 horas exactamente cruzábamos el arco de seguridad del recibidor de la Subdelegación, e igual de puntual nos esperaba el Subdelegado accidental. El Subdelegado accidental es el señor D. Juan Ramón Fernández, que sustituye al Subdelegado D. Andrés García Lorca. Fernández, desde el primer momento ha sido no correcto, si no correctísimo, amable y simpático con nosotros.

En nuestra reivindicación nos sentíamos respaldados por toda la afición del Almería, ya que nos han mostrado su apoyo las principales peñas taurinas como son "Jueves Taurinos", el "Circulo de la Amistad", que hasta el último momento ha intentado estar con nosotros sin que al final fuera posible, el Aula Taurina de la Universidad de Almería, y las peñas taurinas de Roquetas y el Foro "3 Taurinos 3", que aunque nuestro amigo Daniel Valverde haya venido a título personal, forma parte de dichas asociaciones.

Se le ha expuesto al Señor Subdelegado que por razones de seguridad, una concentración anti no puede estar en la misma puerta de una plaza de toros, y por dignidad no tenemos los asistentes que escuchar infinidad de agravios a cual más ofensivo. Se le ha expuesto la imagen que demuestra que estas ofensas se producen en la puerta, y que no hay miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, a excepción de un Policía Local.


Ante esta imagen el Subdelegado ha torcido el gesto, y ha exclamado "no, esto no", señal de que esta imagen no es tolerable.

Nos ha hablado de la dificultad en conciliar algunos derechos y que "ellos" tienen derecho a manifestarse. Derecho sí, pero que sea en la misma puerta no, puede ser a 20, 30 o 40 metros, le hemos respondido.

Le hemos hecho constar que siendo Jefe de Brigada de Seguridad Ciudadana el Señor D. Pedro García Guerao se emitió un informe que recomienda la calle Enrique Granados a la altura de la Plaza Barbieri por razones de Seguridad para estas manifestaciones, asunto que ha pasado ágilmente por alto.

Finalmente nos ha confesado que él es taurino, pero afirma que es un asunto espinoso.

Carioca: ¿Por qué no se ubican en otro lugar?
Subdelegado: En la comunicación ellos eligen el sitio
C: ¿Y no se puede aprobar en otro lugar? La ley lo avala
S: No es fácil
C: ¿Y si ahora, como estoy en plazo, convoco yo otra manifestación protaurina a la misma hora, el mismo día, en ese sitio?
S: (Risas) ellos lo han pedido primero
C: ¿Y si lo pido yo el año que viene? 
S: Pues sería una forma de evitar la manifestación de "ellos"
C: ¿Y por qué no hay más presencia policial?
S: Están, no tienes por qué verlos, pero están
C: ¿Y por qué no se hacen notar ante los insultos y agresiones?
S: No hemos recibido denuncias
C: ¿Condiciona la actuación de la Subdelegación a que previamente nos agredan?
S: Por supuesto que no, pero te reitero que es un tema controvertido
C: ¿Y cuando haya incidentes?
S: Las fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado identificarán a quien se pase de la raya y habrá sanciones desde 300 euros a quien no respete las reglas.

Estas han sido algunas de las respuestas que nos ha dado amablemente, repetimos, D. Juan Ramón Fernández. Antes de despedirnos nos ha dado su palabra de que transmitirá nuestra reivindicación al Subdelegado (titular) y estudiará el emplazamiento más adecuado para los chicos de los insultos.

Finalmente, no ha accedido a cerrar la reunión con una fotografía, y esa es la causa de por qué, por vez primera, no ilustramos la noticia con una imagen.