lunes, 2 de marzo de 2020

Torres Jerez salda sus compromisos con triunfo


Publicaba LA VOZ DE ALMERÍA:

Como ha ocurrido en anteriores ocasiones, el diestro almeriense Francisco Torres Jerez ha tenido que embarcar rumbo a lejanos horizontes para cumplir con contratos que, de momento, se resisten en nuestro país.

Afortunadamente el almeriense cuenta con un gran cartel en el país andino, basado en importantes triunfos en la práctica totalidad de los cosos que ha pisado en el Perú.

Torres Jerez, que el próximo año cumplirá quince temporadas como matador de toros, desde que el Cid, en presencia de Salvador Vega, lo doctoraran en el coso de la avenida de Vilches, ha encarado su segunda gira esta temporada en el Perú, gracias a la labor de su apoderado Ricardo Ramos, apodado en el mundo taurino como ‘El Loro’.

Jerez ha sumado en esta ocasión siete paseíllos. El primero de los compromisos fue en la feria de Namora, donde fue la base de la feria haciendo dos paseíllos. Fueron desiguales en comportamiento ambas corridas, si bien, pudo cerrar la feria con cuatro orejas en su esportón. Tras un largo viaje el almeriense sumó su tercer paseíllo en la plaza de toros de Canta al noroeste de la capital, Lima, y en una ciudad a la vera del rio Chillón. Lidió en esta ocasión toros de la ganadería de San Pedro, cortando una oreja a un encierro duro y correoso que no regaló nada al torero español.

El cuarto paseíllo de Torres Jerez llegó en la feria de Moho, cercano al lago Titicaca, donde lidió una corrida de toros de la ganadería de Secallanes, cortando una oreja.

En la feria de Asillo, junto al diestro español Sanchez Vara, lidió Torres Jerez una corrida de toros de San Pedro, siendo triunfador del festejo y cortando dos orejas al segundo de su lote.

Con dos orejas también, una de cada uno de los dos toros que le correspondieron en suerte, saldó su actuación en la feria de Huari, donde ya es un torero idolatrado por la afición, y en esta ocasión ante toros con el hierro de ‘El Colorao’. El último festejo fue en la feria de Viraco, donde cortó dos orejas a su lote de la ganadería de Santa Úrsula.

Finaliza Torres Jerez la temporada con un número importante de paseíllos, alcanzando la cifra de doce festejos en su campaña americana.